Taxco devastado en su paisaje típico y colonial

Por: Felipe  Zamora Carbajal

Autoridades de los distintos ordenes de gobierno, la comunidad de Taxco, sus habitantes deben poner un alto a la destrucción de la fisonomía pueblerina de este destino turístico, el cual en conjunto se vienen realizando edificaciones de características diferentes constituyen hoy en día un deterioro a la arquitectura que tanta fama dio a Taxco.

Lo  anterior lo manifestó categórico el Presidente de la Junta de Conservación y Vigilancia, Rafael Meléndez, quien agrego, que es lamentable la apatía e indiferencia de el Ayuntamiento, del INAH , de propietarios de construcciones y de la ciudadanía en general, que no detienen la destrucción, sin importarles las consecuencias, que ya son notorias que provocan un gran perjuicio .

Los temas son de importancia, que aunado al eterno problema vial a la contaminación auditiva por bocinas, claxon, perifoneo, a la contaminación visual por la proliferación anárquica, desmedida e irregular de anuncios comerciales y de todo tipo de lonas de vinil y a todo color, dijo el responsable del órgano colegiado encargado de la preservación de Taxco, añadiendo, que actualmente se suman los fétidos olores emanados de barrancas, caños que atraviesan por las principales vías de acceso y la profusión de excretas caninas y de otros animales, es obvio dijo el Arquitecto Meléndez, que esta oferta no resulta atractiva para el turista.

Estos son algunos de los muchos problemas por lo que atraviesa esta Cd. Luz que busca ser patrimonio cultural de la humanidad, pero que no hace absolutamente nada por dar solución primeramente  a esta problemática que se les ha escapado a las dependencias locales y después intentar esta anhelada designación.

Subrayo el urbanista, que en lugar de avanzar en la defensa y protección de nuestro patrimonio, ahora estamos en franco retroceso y no solo eso, sino que esta situación actual se torna aún mas grave, cuando son justamente las mismas autoridades municipales en el periodo de Álvaro Burgos Barrera quien viene aún ejecutando una construcción de un hotel que no se apega a lo autorizado por la Junta de Conservación de Taxco, además hizo un retaje irregular, de gran tamaño, tumbando arboles y plantas y anuncios de sus empresas que contravienen la Ley.

Lo mismo esta construyendo una espantosa obra en Huiyatengo, otra en la planta potabilizadora de agua y otra mas en el populoso barrio de Pedro Martín. Así mismo denuncio otras obras del Ex Tesorero Marcos Sierra y el Ex Director de Obras Publicas quienes violan de manera cínica y descarada la Ley 174, único órgano ciudadano encargado de preservar la fisonomía de el Pueblo aún mágico y el único que en los últimos cuatro años, ha intentado poner fin a todo este caos y anarquía imperantes pero que en ese afán de aplicación de la Ley se hará sin distingos y que las autoridades que edifican sus residencias y negocios pongan el ejemplo, acoto.

___Todo nuestro contenido es libre de compartir___

Comenta esta publicación

Comentarios