¿Qué consecuencias tiene un aumento del 20% al salario mínimo?

03-01-2020

Francisco Vázquez

El pasado 16 de Diciembre se anunció un aumento del 20% al salario mínimo, el cual, a partir del 1º de enero del 2020 pasara de $102.68 a $123.22 por jornada laboral, cabe resaltar que este aumento no será aplicable para la Zona Libre de la Frontera Norte en donde pasará a ser de $188.03.
El aumento sienta un precedente al ser el más grande en 44 años, esto se hace principalmente con miras a alcanzar la línea del bienestar marcada por el Consejo Nacional de Evaluación de la Política de Desarrollo Social (CONEVAL) la cual propone un salario mínimo por día de $216.67. A comparación de la meta propuesta por el CONEVAL, el salario minino para el año entrante aun se encuentra muy por debajo, sin embargo, es prudente plantearnos las consecuencias de un aumento tan estrepitoso y denotar si fue un aumento justo respecto a la situación actual del país.
Según cifras del INEGI, existen más de 16 millones de mexicanos que ganan el mínimo por jornada laboral, debido a esto, surge la pregunta ¿Para que alcanza el salario mínimo hoy en día y qué consecuencias traería el aumento?
Tomando en cuenta que el precio de la canasta básica oscila en los $1,326.32 sería necesario trabajar alrededor de 193 hrs para poder solventar los gastos primordiales, situación que experimentan principalmente las clases populares del país. Aunado a esto, también se encuentra la contraparte, aquellos trabajadores que perciben 3 o más salarios mínimos, en este caso en particular el aumento estará sujeto a las condiciones contractuales que se tengan con los patrones y las negociaciones que tengan con ellos, ya que no es obligatorio que este gremio perciba el aumento.
Analizando ahora el enfoque macroeconómico, todo aumento salarial viene acompañado de un aumento en la inflación. Sin embargo, la inflación del 2019 parece ser de las más bajas en años, incluso fue calificada por el periódico El Financiero como “La segunda más baja del siglo”, esto puede darnos un indicio de que a pesar de que exista un aumento en la inflación este no será tan volátil ni tendrá un impacto demasiado significativo.
Dentro de los escenarios que también se pueden presentar viene a colación el tema de la migración, donde con un aumento del salario mínimo en el país se pueden esperar que, principalmente de la frontera sur, exista un aumento considerable en ello sin olvidar que no hace mucho tiempo México se vio envuelto en el ojo del huracán internacional por la misma situación.
Este es el panorama económico que nos depara el 2020, sin lugar a duda un año lleno de retos para la economía nacional, toca esperar a ver si el gobierno de México tiene lo que se necesita en materia fiscal y monetaria para hacer frente a ellos.

Comenta esta publicación

Comentarios