LIBERTAD DE EXPRESION HERIDA DE MUERTE

Hugo Figueroa Ocampo
“La libertad de expresión es un derecho humano básico, constitucional, fundamental: inherente y necesario a la naturaleza humana, es un catalizador de voluntades”. Y qué van a decir este 7 de junio los gobiernos municipales, estatales y el federal en nuestro hermoso país sobre la libertad de expresión. Pues que la respetan de manera irrestricta y que aunque a veces no les guste lo que se dice o se publica, ellos garantizan que los derechos constitucionales no sean violados y sí respetados como lo marca la ley.
Vivimos en un país lleno de gobernantes hipócritas, simuladores y demagogos, vivimos en una nación en donde en muchos lugares ya es difícil separar al gobierno legalmente establecido y a los poderes fácticos producto muchos de ellos de la delincuencia organizada, ya están fusionados, ya son uno mismo. Vivimos en municipios como Taxco de Alarcón en donde la gran mayoría de los medios periodísticos está sometido a los gobiernos en turno, no hay crítica, no hay análisis y sí encontramos alabanzas y pleitesías al por mayor para los funcionarios, hagan o no un papel eficiente, honesto y de servicio a la gente.
En el día de la libertad de expresión, quiero rendir honor y reconocimiento a un periodista taxqueño asesinado por ejercer ese derecho constitucional, me refiero a Francisco Pacheco Beltrán, quien durante más de 20 años ejerció ese noble oficio sirviendo a través de su pluma y su voz a la sociedad taxqueña y municipios vecinos. Ya no encuentro qué leer en Taxco pues casi todos los medios están llenos de boletines pagados y de columnas al servicio del régimen, con sus contadas excepciones.
Se que habrá desayuno o comida y los regalitos para los comunicadores, sé que habrá discursos de alabanza a los periodistas, de reconocimiento y de verborrea que diga que las autoridades respetan en todo momento el ejercicio de la libertad de expresión. Pero la realidad es muy diferente a esos rollos trillados, demagogos e hipócritas de los funcionarios de los tres niveles de gobierno. Ahí está Carmen Aristegui despedida injustamente de la radio por órdenes del inepto Enrique Peña Nieto, es un ejemplo claro del ataque a la libre expresión en nuestro país, ahí están las decenas de periodistas asesinados y que sus crímenes quedan impunes.
Yo solo debo decir que encuentro un preocupante retroceso en México en cuanto al ejercicio periodístico, y que de manera más moderna y sofisticada se ataca a la verdadera prensa libre, y que no les creo ni un ápice a los tres niveles de gobierno en turno de que son respetuosos, porque buscan la manera de atentar contra la prensa, son astutos para atentar contra los periodistas evitando que queden tan siquiera indicios de que el ataque viene de ellos, son cínicos y sinvergüenzas para aparecer en las pantallas o en el audio diciendo lo contrario de lo que han hecho.
Felicidades a los medios en México que se la rifan día con día, y me refiero a nivel nacional a los diarios La Jornada y Reforma, a los digitales como Aristegui noticias, Sin Embargo, Emequis y a la revista Proceso. A nivel estatal a los diarios El Sur y La Jornada Guerrero y al digital Bajo palabra. A nivel local al Foro de Taxco y la revista Contaxco. En verdad que con los dedos de la mano se puede contar a la verdadera prensa libre que no censure o se autocensura. Felicidades a todos los que ejercen la libertad de expresión en esos medios, si gustan acudir a los actos hipócritas de las autoridades de los tres niveles, en donde con bombo y platillo festejan ese derecho constitucional, adelante, al fin que los regalos fueron comprados con dinero público y hasta han de triplicar el costo. Enhorabuena.

___Todo nuestro contenido es libre de compartir___

Comenta esta publicación

Comentarios