La delgada línea amarilla

Luis Fernando Dávila

“5 pasos pintando, luego se quedan 8 pasos sin pintar y seguimos pintando, esto es lo que debemos hacer durante 200 kilómetros”.

Este es el argumento del largometraje del director mexicano Celso R. García; un film lleno de metáforas visuales y una estupenda producción, pero con una trama lenta e insípida que deja al espectador con ganas de algo más. Sin embargo funciona y se consolida como una película aceptable.

La cinta cuenta con un elenco envidiable, incluyendo a la famosa dupla de Damián Alcázar y Joaquín Cosío; contando también con la presencia de Gustavo Sánchez Parra, Silverio Palacios y Américo Hollander.

La película comienza con el desafortunado despido del protagonista Toño de su trabajo, éste laboraba como velador en un deshuesadero de automóviles; tras encontrarse con  un viejo compañero de trabajo es contratado para la honrada labor de dirigir el trazado de la línea de señalamiento en la carretera San Jacinto-San Carlos. Sus acompañantes al igual que él, tienen  una historia de vida que será descubierta durante la película, dejando ver a 5 hombres descubriéndose a ellos mismos y luchando contra las adversidades del camino.

A pesar de que en ciertos puntos se obtienen nudos interesantes, no deja de verse monótona y al empezar con el trazado de la línea da la sensación que en la película no está pasando nada, aunque se puede percibir un intento ligeramente poético, pues en toda la película se nos llena de elementos visuales que vuelven pasable el tiempo perdido para una película que debió haber sido más corta o tenido más acción.

El director obtiene como resultado una película buena, pero solo eso, buena y dejando la sensación de que pudo ser mejor. Sin embargo el público puede disfrutar de la tranquilidad y los momentos de humor naturales de este tipo de filmes, donde una buena dirección de cámara, musicalización perfecta y un guion repleto de enseñanzas, que el trabajo duro deja  en su paso al hombre común.

 

Comenta esta publicación

Comentarios