Gobierno electrónico: una herramienta para optimizar al sector público

Gerardo Román Hernández

Hace unos días escuché a un consejero del Instituto Electoral del Estado de México (IEEM), hablar sobre la posibilidad de mejorar la calidad y trasparencia de las elecciones a través de la implementación de las nuevas tecnologías de la información y la comunicación (NTIC) en esta actividad; como sufragios emitidos en plataformas electrónicas desde un dispositivo móvil, entre otras ideas.

Poco después, intrigado por este tema, acudí a la presentación del libro Perspectivas del gobierno electrónico en México, editado por el Instituto de Administración Pública del Estado de México (IAPEM). En dicho texto se analiza la posibilidad de invertir en programas que favorezcan al adelgazamiento burocrático, a fin de optimizar la actividad de la administración pública. Uno de esos programas es la implementación del gobierno electrónico en México.

El gobierno electrónico en nuestro país para muchos ya es una realidad, pues casi todas las instituciones públicas cuentan con una página en línea, así como un catálogo de servicios a disposición de la sociedad.

Sin embargo, esto se pone en tela de juicio, pues el gobierno electrónico en México no cumple (al menos a la fecha) con su tarea primordial que es agilizar la actividad burocrática en el país. Por lo tanto, algunos expertos afirman que para poder implementar estos programas antes se tienen que mejorar las condiciones del contexto nacional, capacitar al personal administrativo y a la sociedad civil, así como equilibrar el nivel socioeconómico de esta última para que en primera instancia pueda tener acceso a las herramientas electrónicas.

En otros países el gobierno electrónico ha tenido mucho éxito y ahora es parte de su realidad. Es por ello que sería bueno que algún día nuestro país pudiera desempeñar su función gubernamental a través de la administración pública con el apoyo de las NTIC, y de esta manera lograr optimizar sus funciones y los servicios que ofrece a la sociedad.
Por ahora solo se ha quedado en proyectos, y habría que hacer un estudio a profundidad para determinar la viabilidad de invertir en programas que favorezcan al desarrollo del gobierno electrónico en nuestro país.

 

___Todo nuestro contenido es libre de compartir___

Comenta esta publicación

Comentarios