Denuncian extorsión a colombiano en INM

Nohemí Erosa (REFORMA)

Tras ser detenido por agentes del Instituto Nacional Migratorio, el colombiano Andrés Felipe Cuero acusó a la institución de falsear su testimonio, privarlo de su libertad injustificadamente y extorsionar a su familia a cambio de su liberación.

La cónyuge de Cuero, Itzel Carolina Contreras Castillo, denunció haber recibido llamadas de extorsión por parte de un supuesto agente de nombre Martín Robles, quien fue acusado penalmente por chantajear a los familiares de 15 cubanos detenidos en la Estación Migratoria de San Cristóbal de las Casas, e 2015.

“Me empezaron a llamar esa misma semana que lo detuvieron y me dicen que lo liberan en 25 minutos y que el primer depósito es de 10 mil, y cuando salga me van a pedir más porque le tienen que dar dinero al juez que firme su liberación. Se identifican siempre a nombre de un licenciado llamado Martín Robles”, comentó Itzel Contreras.

Felipe Cuero, con cédula de ciudadanía 1114451942, fue aprehendido el pasado 13 de marzo por el agente César Corona y engañado para firmar unos papeles de presentación por Rodrigo Mondragón Islas, en los que, supuestamente, da testimonio culposo de actos ilícitos en el País.

En la presunta declaración infundada, con expediente E.A./5s.5/DFCM/EMCM/0739/PAM/14-03-2017, Cuero afirma haberse casado con la mexicana Itzel Carolina Contreras Castillo para obtener sus papeles migratorios, no conocer a su familia y pertenecer a la organización criminal colombiana “Gota a gota”.

Sin embargo, familiares del colombiano manifestaron su temor a la deportación de Cuero y las irregularidades en el proceso por parte del INM, ya que, según se puede constatar, el detenido cuenta con su Residencia Temporal Vigente y una resolución favorable para su trámite de renovación, por lo que a tres meses de su reclusión en la Estación Migratoria Las Agujas, aún no se puede definir el motivo de su captura.

Además, Carolina Contreras y su asesor legal reportaron actividad en el teléfono celular de Felipe Cuero una semana después de ser resguardadas sus pertenencias, pero personal del Instituto Migratorio negó la utilización del mismo y días después las llamadas de extorsión comenzaron a llegar de los números 6682191411, 6311919652 y 6311899153.

Ante el proceso y para evitar la deportación de Cuero, Contreras solicitó un amparo por la privación de la libertad personal fuera del procedimiento e indebida aplicación del artículo 99 de la Ley de Migración.

“Para lo único que me ha servido el amparo es para que no lo deporten, porque nadie me dice nada, en Migración me dicen que está en proceso y en el Consulado de Colombia no se meten en lo legal, sólo me dicen que o lo deportan o lo mejor es que firme su deportación voluntaria, pero el chiste es que se lo lleven”, contó Itzel a REFORMA.

Aunque también cuenta con una denuncia en la Comisión de Derechos Humanos, con folio 20829/2017, el juicio de amparo 296/2017 de Felipe Cuero fue aplazado en dos ocasiones y el colombiano, que hoy cumple tres meses recluido, espera que la Dirección de Resoluciones Migratorias emita por fin un fallo a su procedimiento administrativo esta tarde en su audiencia.

Comenta esta publicación

Comentarios