A trabajar

Por: Ali Pacheco

A Omar Jalil lo conocí allá por el año 2008 en los Tacos “Lino”. Empezaba a hacer sus “pininos” en la política taxqueña cuando quería ser candidato a diputado local por el Distrito XIX. A la postre Ramiro Jaimes le ganaría el curul en las elecciones locales de 2009. Después “aguantaría vara” en el viejo y mismo PRI de ahora para poder tener aspiraciones políticas serias. Recuerdo que fue presidente del Comité  Municipal del PRI, diputado federal supliendo a Esteban Albarrán y por fin en 2012 ganó la diputación local del distrito XXI en dónde hizo un notable trabajo legislativo.

      Omar un día me platicó que cuando le dijo a su padre, Mario H. Flores, que quería entrarle a la política, la respuesta de este fue “cuentas con mi voto”. En ese mismo año que lo conocí se acercó al Foro de Taxco “para que le echáramos la mano”. Omar luchó contra esas formas autoritarias dentro del PRI para la elección de candidatos. Recuerdo que para que pudiera ser candidato a diputado local por el XXI, llegó con su gente al teatro Juan Ruíz de Alarcón en el Hotel Posada de la Misión para que lo tomaran en cuenta, después ganaría en los tribunales y sería él quien abanderara al PRI y ganara ese distrito.

      Cuando volví a maquilar Imagina Periódico le presenté el proyecto y conté por muchos años con su apoyo. Le dije que difundiría sus acciones legislativas y así lo hicimos. Siempre me recibió en su oficina del Congreso y cuando hacía sus reuniones con la prensa taxqueña ahí estábamos presentes. Un día alguien le dijo “Ya no nos había citado, diputado”. Omar respondió que “había mucho trabajo”. En mi interior pensé “qué bueno que yo lo veo en su oficia en Chilpo, no tengo necesidad de esperar la cita”.

      Para cuando yo  estaba haciendo mi tesis de licenciatura sobre la evolución de los institutos electorales en Guerrero, en la Biblioteca de Congreso Local, le comenté que había unos libros que necesitaba pero que no me los querían prestar. Él bajó hasta la biblioteca, los pidió prestados y los fotocopió.

      Con el tiempo vi como su equipo de trabajo aumentaba y la actividad en su casa de gestión se multiplicó. A muchos los conozco desde un principio. Siempre le comenté que hiciera las cosas en beneficio de todos. Gracias a su apoyo logramos traer un proyecto estudiantil de corridos a los municipios de Taxco, Tetipac y Pilcaya. Cuando me dijo que quería ser presidente le dije que iba a ganar, que contaba con mi apoyo y así fue. Durante su campaña lo frecuenté pocas veces y asistí poco a sus mítines. Casi no era necesario pues ya conocía su forma de pensar.

      Cuando se reunió con Grupo Proyecto Guerrero, en medio de una serie de adulaciones de algunos invitados a la reunión, le hice un llamado advirtiéndole de que el mayor cáncer de un gobierno era la corrupción y la nula transparencia, que luchara contra ella y que no hiciera como que no pasaba nada. Él lo sabe bien y lo va a notar en estos días cuando se dé cuenta de la gran crisis que vive el gobierno municipal dejado por su primo Salomón. El paquete que tiene es muy grande.

      En Julio le volví a recordar el tema de la corrupción y la rendición de cuentas y le dije: “No le falles a Taxco”; me respondió que “rescataría a Taxco”. Hoy al medio día vi como tomaba posesión. Me habían mandado la invitación para ir al evento en la Secundaria Vicente Guerrero pero no pude hacer presencia. Ya no eres el “Junior político” de 2008 que conocí en los Tacos y al que dije “Yo te voy apoyar” y así lo he hecho. No esperes adulaciones querido amigo, no esperes que te diga que no pasa nada y que te aplauda. No esperes que no te señale tus errores. No esperes silencio si algo está mal en tu gobierno. Yo que creo en ti y estaré ahí para observar tu trabajo e invito a los taxqueños que hagan lo mismo y si algo no está bien lo señalaré.

      Punto y Aparte: Tuve la oportunidad de escuchar y platicar con Omar García, estudiante de Ayotzinapa sobreviviente del 26 y 27 de septiembre en Iguala y sí coincido con lo que me dijo México esta jodido. Ya me dio gripa así que no estaré disponible esta semana. Por ahí anda un político enojado con el Foro de Taxco. En Tetipac le toca a Viola Figueroa cumplir. En el ayuntamiento de Taxco no dejaron ni para la calaverita, pero si algunas casas blancas allá por la 20 de noviembre.

            Ha llegado el momento que todos, gobiernos y comunidades internacionales, familias y sociedad en general, apoyen de manera unánime a los docentes y al aprendizaje de calidad en todo el planeta, especialmente en aquellos ámbitos que cuentan con el mayor número de niños sin escolarizar. A fin de cuentas, la eficacia de cualquier sistema educativo depende de la formación de sus educadores. Por tanto, todos debemos apoyar a  los docentes, para que esas personas que no quieren saber nada de libros, puedan sentirse libres, vean en sus maestros, personas integradoras e integrales, que aparte de predicar con el ejemplo, sean efectivos guías motivadores, hasta el punto de enseñar a la gente que no quiere la autonomía de la libertad que es lo que la educación injerta, sin darse cuenta de que está aprendiendo. Con razón el porvenir está en manos del auténtico docente y, mucho más, en todo el pueblo que también educa.

___Todo nuestro contenido es libre de compartir___

Comenta esta publicación

Comentarios